La historia de los automóviles está llena de sorpresas. Son muchos los vintage cars que se han vendido a lo largo de décadas y no solo los clásicos americanos sino que también los europeos, pero aquí os mostramos algunos de los coches clásicos más vendidos de la historia.

vintage cars impala 56Pese a que la marca Chevrolet es una de las que más volumen de coches fabricaba solo uno de sus vintage cars está en la lista de los coches clásicos más vendidos, fue el modelo Impala que nació en 1958 como un cupé de dos puertas y con un motor V8 para competir con los deportivos de la época. A este modelo le han ido sucediendo clásicos hasta llegar a diez generaciones. Llegaron a venderse más de 14 millones de unidades del modelo Impala.

vintage cars beetle escarabajo

Con línea europea los vintage cars que más se vendieron fueron el Volkswagen Type 1 y el también Volkswagen Passat. El Type 1 es conocido comúnmente como “Beetle” (escarabajo) que comenzó su producción en 1938 debido a que las autoridades nazis soñaban con motorizar al pueblo alemán y gracias a Ferdinand Porsche se pudo llevar a cabo ese sueño convirtiéndolo en un símbolo del siglo XX con más de 21 millones de unidades vendidas que se extienden hasta nuestros días. El Passat es uno de los vintage cars que gracias a la adquisición de Audi por parte de Volskwagen mejoró en tecnología al Escarabajo con la idea de alternativa comercial y llegar a superar los 14 millones de ventas.

vintage cars Ford Model TContinuamos con más vintage cars de línea americana de los más vendidos de la historia, y es que no podía ser de otra manera que con el clásico Ford T-Series. Sin lugar a dudas es el coche clásico más popular que ha existido, salió a la venta en 1908 y logró superar los 15 millones de unidades vendidas gracias a la idea de su creador Henry Ford de crear un coche accesible para la mayoría de los estadounidenses. El motor que tenía era de 177 pulgadas cúbicas y cuatro cilindros en línea, llegando a los 20 caballos de potencia, pudiendo alcanzar 64 km/h y un máximo de velocidad de 72 km/h.

Otro de los vintage cars americanos más vendidos fue el Oldsmobile Cutlass o también denominado Oldsmobile F-85, salió a la venta en 1960, primero salió a la venta un formato compacto convirtiéndose en el modelo más pequeño y barato de la marca. Pero tras su gran popularización y aumento en las ventas, en los años 70 también se fabricó en tamaño medio. Poseía un motor V8 de 215 pulgadas cúbicas, con 185 caballos de potencia y una velocidad punta de 160 km/h. El techo trasero era un fastback, es decir, la luna trasera estaba en posición prácticamente horizontal, con el objetivo de asemejarse a un coupé deportivo.